Siete trucos para tener (de verdad) un armario más sostenible

¿Sabías que tener un armario más sostenible significa también con más estilo?

Más ligero es más sostenible. Pero también con mucho más estilo.

En realidad, tienes un armario mucho más grande de lo que crees y puede que no lo sepas todavía, pero dentro de ti vive una gran estilista.

Y despertarla es mucho más fácil de lo que crees. 

Déjanos compartir contigo siete de nuestros trucos para conseguir ese armario tan lleno de estilo como de sostenibilidad.

A menudo, cuando queremos mejorar nuestro estilo y hacer mejor elecciones con nuestra ropa pensamos que aligerar nuestros armarios podría ser una buena idea… ¡Y lo es! Hacerlo multiplica las posibilidades de todo lo que ya tienes en tu armario y de lo mucho que ya sabes de estilo.

Aligerar es siempre una buena noticia para la sostenibilidad, pero también para el estilo

Un armario con menos ropa es un armario lleno de todo lo que hace que el estilo funcione de verdad. Consciencia, buenas elecciones, amor por los detalles y el espíritu de estilista más genuino: multiplicar por “mil” todas las combinaciones posibles para cada prenda. 

El estilo es como un músculo que hay que entrenar pero no vale cualquier ejercicio.

Zapatos Andrea Amoretti. Lo importante no son cuántos sino cuáles - 1
Zapatos Andrea Amoretti. Lo importante no son cuántos sino cuáles - 2

Aquí tienes siete trucos de estilo muy Amoretti  para conseguir un armario más ligero, más sostenible y más tuyo

 

  • Vete de compras en tu propio armario. Una de nuestras premisas de trabajo es empezar por no hacer nada. En cuanto sientas ese no tengo nada que ponerme lo último que tienes que hacer es salir corriendo de compras. Eso solo multiplicará el ruido y alimentará más aún ese círculo vicioso. 
  • No pares hasta tener a la vista todo lo que tienes. Es así de sencillo, lo que no se ve no se usa. Para conseguirlo te ayudará respetar la regla de una prenda, una percha, y tener todas las perchas iguales.
  • Aprovecha cada cambio de estación para probar cosas nuevas. ¿Te acuerdas de lo “el músculo del estilo”? Pues sin atreverte a probar algo nuevo, sin juego y sin ilusión no hay ejercicio de estilo que valga.
  • No compres siempre en los mismos lugares. Por un principio de variedad elemental y porque si lo haces tenderás a caer en dinámicas menos inspiradoras para tus looks. Pero también porque el sector de la moda está lleno de opciones cada vez mejores lejos del low cost y más cerca de una moda consciente. ¿Y si encontrar cada temporada una nueva marca sostenible fuese un gran ejercicio de estilo? 

 

 

  • Compra algo que merezca la pena cada temporada. Prioriza la duración en el tiempo de eso que compras y apuesta por un armario atemporal en el que las prendas sobrevivan al paso del tiempo. 
  • Detecta la prenda olvidada.  En tu armario todo debe entrar y salir con frecuencia. Esa es la señal más inconfundible de que tienes en el armario cosas que usas. Un armario no es ni un almacén, ni una tienda y mucho menos trastero. Cuando encuentres una prenda que no estás usando rescátala! Dale una nueva oportunidad y si no dale la mejor segunda vida posible. 
  • Cambia tallas por medidas. Lo importante son las proporciones únicas de tu cuerpo y que aprendas a interiorizarlas para poder ver más allá de las tallas. Es la mejor manera de conectar cada vez mejor tu fisionomía con las hechuras de las prendas. Ese apartado de “guía de tallas” cuando compras on line dejará de tener misterios para ti. Y cada vez elegirás cosas que te sienten mejor. 

En ese estilo en el que mandas tú vas a descubrir que miras tu armario, tus looks y tus compras con otros ojos. Y que empezarás a fijarte en otras etiquetas que se ven menos que la talla y el precio pero que importan más. 

Creía que los armarios ligeros eran sólo una opción para cada vez estoy mas convencida de que no hay otro camino para…

Llenar tu armario de sentido, tu consumo de consciencia y el mundo de esperanza. 

Porque… ¿de verdad necesitamos tanta ropa para tener más estilo?

Creo que la respuesta ya la sabes!

Pronto más,

 

PD: Para descubrir cómo darle la vuelta a tu estilo sin hacer nada descárgate el reto #dimecomotevistes y déjanos ayudarte a decir adiós a tus crisis de estilo.

¿Tu que opinas?

¿Esta entrada te ha inspirado? Déjanos un comentario y cuéntanos tu opinión.

Utilizamos cookies propias y de terceros para el análisis de los hábitos de navegación y realizar estudios estadísticos, mostrar publicidad relacionada con sus preferencias y compartir o mostrar contenido de este sitio web en redes sociales. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar